Después de 10 años juntos, Sony ha adquirido la parte de Ericsson en el conglomerado Sony Ericsson por €1.05 billones. La empresa conjunta fue establecida el 1ro de Octubre de 2001, y estaba diseñada para darle a la compañía una ventaja competitiva al combinar la tecnología de Sony con el conocimiento y portafolio de patentes de Ericsson relacionadas al sector móvil.

Muchos se preguntarán: ¿entonces Sony compró Sony? No del todo. Sony Ericsson era una compañía separada, donde Ericsson tenía el 50% de las acciones. La compra transfiere las acciones y patentes de Ericsson a Sony, haciendo desaparecer por completo la marca “Ericsson”.

Sony Ericsson tuvo unos buenos años a mediados de los 2000, pero su cuota de mercado cayó drásticamente ya que la compañía tuvo dificultades para producir teléfonos que pudiesen competir con el iPhone y la primera ola de dispositivos Android.

El plan de Sony con esta compra es alejarse por completo de los dispositivos de gama baja y enfocarse en los teléfonos inteligentes de alto margen. Sony usará “5 familias de patentes escenciales” para asegurarse de que están bien protegidos por entes como Apple. Por los últimos 18 meses, hemos visto una gran variedad de dispositivos Sony Ericsson, pero el CEO Sir Howard Stringer, dejó muy claro que Sony mantendrá estas opciones abiertas.

Sony y Ericsson completarán el trato en Enero de 2012, esperando por todas las aprobaciones legales regulatorias. Esperamos que una refrescada Sony pueda finalmente capitalizar en el mercado de smartphones, siguiendo el legado de innovación y calidad que caracteriza a la compañía.

[Fuente: Engadget]

Deja un comentario